Bote de pochas de Navarra

Calientes
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

Recetas de Pochas a la Navarra y muchas más recetas de pochas a la navarra. ... no se han secado), agua, tocino, zanahoria lavada y pelada, pimiento verde.

Ingredientes:

1kg de buen lacon sin sal 2 piernas de cerdo 1 trozo de corteza de tocino (facultativo) 3 o 4 litros de agua 1 cucharadita de sal gorda 500g de judías blancas en vainas, llamadas en Provenza "cocos blancos" (pochas). 250g de cocos rojos con vaina. 250g de judías verdes, llamadas "ècheleurs". 3 tomates 6 u 8 patatas medianas 5 calabacines 1 bulbo de hinojo 150g de spaghetti cortados de una longitud de 10cms. Sal fina Pimienta negra de molinillo.

Cortar las judías verdes en trazos de dos centímetros de longitud. Desgranar las judías blancas y rojas. Pelar las patatas, el ajo, el hinojo y los calabacines. Rular y atar la corteza de tocino. En una marmita, verter cuatro litros de agua fría y meter en ésta el lacon y la corteza de tocino. Poner a hervir lentamente y desespumar. Al cabo de treinta minutos, introducir las judías, las "cocos" y las verduras. Dejar cocer lentamente. Deshojar la albahaca, lavar las hojas y dejarlas secar. Escaldar y despepitar los seis tomates y añadir tres a la marmita... Picar los tres restantes y guardarlos para más tarde. Dejar hervir una hora más. Salpimentar. Para el pesto: 6 dientes de ajo 1 ramillete de albahaca grande (utilizar las hojas más grandes y no tener miedo de meter más) Flor de sal 3 tomates rojos maduros 100g de queso rojo, (edam dur o la mimolette étuvé) 6 cucharadas de aceite de oliva En un mortero, machacar el ajo, añadir sal y después las hojas de albahaca. Reducir todo a una pomada. Cuando estos dos elementos estén bien machacados, añadir el aceite de oliva, los tomates picados, la pimienta negra y el queso rallado. Reservar. Antes de añadir la pasta, verificar si el lacon y las judías están bien cocidos. Con la ayuda de una espumadera y de un tenedor, aplastar las patatas y los calabacines. Supongo que os habréis dado cuenta de que en un principio se añadieron enteras pero, machacadas ahora, harán que la sopa espese. Una vez espesada la sopa, añadir las pasta y dejar cocer unos minutos. Apagar el fuego y, justo antes de servirlo a la mesa, añadir el pesto. El pesto no se sirve nunca aparte, debe ir siempre obligatoriamente en la sopa. Es una sopa para las tardes de verano, que caliente o templada queda excelente, pero recalentada al día siguiente, pierde toda su plenitud. En esta sopa, una sola fragancia debe encantar a vuestras papilas, que es el aroma de la albahaca. Curnonsky decía sobre este tema: "La mejor cocina es cuando las cosas tienen el gusto de lo que son..."

embed video plugin powered by Union Development
Recetas de cocina gratis, más de 8.000 recetas, desde las recetas más fáciles.